Cómo medir y gestionar el compromiso de los empleados

Cómo medir y gestionar el compromiso de los empleados

publicado en: Consultoría de RRHH | 0

Está demostrado que el compromiso de los empleados con una organización influye directamente en los resultados de su negocio. Muchas empresas, sin embargo, no valoran lo suficiente la medición y gestión del compromiso para tomar las decisiones adecuadas sobre el negocio y las personas de nuestra compañía.

¿Queremos que el compromiso de nuestra plantilla impacte realmente en el negocio? Si es así, debemos pasar a la acción, analizar la situación actual y definir e implantar planes de acción para que nuestra plantilla se sienta realmente implicada. En los tiempos que corren, medir el compromiso sostenible y gestionarlo para mejorarlo debe convertirse en una de las políticas estratégicas de los departamentos de Recursos Humanos para marcar distancias frente a sus competidores.

Desde Talent & Rewards – Employee Insights de Willis Towers Watson consideramos que para que las organizaciones cuenten con empleados comprometidos y alineados con la estrategia de negocio, es fundamental poner en marcha un plan con las siguientes líneas de actuación.

 

Diagnóstico del clima laboral

El punto de partida para que el compromiso de los trabajadores tenga impacto en los resultados de nuestra empresa está en la evaluación del ambiente laboral. ¿El clima favorece la productividad? ¿Cuál es el bienestar físico y emocional de la plantilla? Podemos utilizar indicadores como el rendimiento de los trabajadores, el absentismo, la situación personal de cada empleado, la satisfacción de los clientes, la opinión de proveedores, etc.

 

Es recomendable diseñar planes de acción generales y planes de acción focalizados en grupos de empleados que compartan un mismo perfil de necesidades

Análisis de los resultados

A partir de los indicadores que nos proporcione el estudio del clima laboral, determinaremos cuáles son las carencias de la organización que frenan el compromiso sostenible de los trabajadores y que tienen un impacto negativo en el negocio. Sabremos donde poner foco y podremos diseñar las medidas oportunas vinculadas a la estrategia del negocio y que mejoren  el compromiso de nuestra gente y el rendimiento empresarial.

 

Ejecución de los planes de acción

Medir el compromiso es necesario, pero gestionarlo es clave. Es recomendable diseñar planes de acción generales y planes de acción focalizados en grupos de empleados que compartan un mismo perfil de necesidades a la hora de trabajar el compromiso.

 

Seguimiento de los resultados

Probablemente es la parte más relevante de todo el proceso. El seguimiento de las medidas implantadas desvela indicadores muy esclarecedores para determinar qué acciones se están poniendo en marcha y que acciones no tienen el impacto deseado. El seguimiento de Plan de Acción es muy interesante, además, son muy útiles para poder establecer medidas correctoras que nos permitan lograr nuestros objetivos.

Las compañías con un alto nivel de compromiso sostenible, según los estudios de Willis Towers Watson, obtienen los siguientes resultados:

  • 12% tienen una media mayor de apoyo del cliente
  • 18% más alta productividad
  • Las compañías con compromiso sostenible tienen 5 menos días perdidos al año
  • 59% de los empleados comprometidos dicen que su trabajo pone de manifiesto sus ideas más creativas

Por tanto, con las evidencias anteriores es primordial trabajar en este ámbito para mejorar la rentabilidad de nuestro negocio. Eso sí: el camino debe trazarlo la empresa para que los empleados puedan seguirlo.

 

Comparte

Dejar una opinión