La Tecnología Domótica en casa ¿A qué nuevos riesgos nos enfrentamos en el sector asegurador?

La Tecnología Domótica en casa ¿A qué nuevos riesgos nos enfrentamos en el sector asegurador?

publicado en: Gestión de Riesgos | 0

A medida que aumentan las viviendas inteligentes, también aparecen nuevos riesgos en el punto de mira de los hackers informáticos y ante los que el sector asegurador no ha de pasar desapercibido.

Los últimos dispositivos y apps ofrecen nuevas fórmulas, más cómodas, a través de la automatización. Pero ello no deja de suponer ciertos riesgos potenciales para el consumidor, los agentes tecnológicos, y proveedores de servicios.

Para hacernos una idea, la tecnología domótica según la Asociación Española de Domótica, es el conjunto de tecnologías aplicadas al control y la automatización inteligente de la vivienda, que permite una gestión eficiente del uso de la energía, que aporta seguridad y confort, además de comunicación entre el usuario y el sistema. Ofrece al consumidor el acceso bajo demanda a sistemas automatizados, gestionados de forma remota, que nos permiten controlar la seguridad residencial, la calefacción, la iluminación, u otros aparatos o dispositivos electrónicos, cumpliendo las reglas exigibles en cada caso.

Según cifras estadounidenses, entre 2012 y 2016 el número de hogares inteligentes se habrá disparado hasta un 360%. Algo que en nuestro país aún no se puede medir exactamente. Lo que sí es cierto, es que no existe un número elevado de viviendas que tengan incorporado este tipo de sistemas, y con la crisis inmobiliaria este número se ha frenado considerablemente. Sin embargo, cada vez hay más profesionales que irán ofreciendo paulatinamente tanto a empresas como a particulares, las ventajas que conlleva su instalación, o las reparaciones en caso de posibles incidencias o averías.

 

Principales riesgos

No cabe ninguna duda de que los beneficios y la comodidad y el avance que supone la domótica en casa es evidente. Pero ¿Y los riesgos?:

 

  • La piratería informática o el robo de contraseñas: un hacker es capaz de acceder a múltiples sistemas de seguridad, por lo que le permite, anticiparse, dominar y apagar el sistema antes de efectuar un robo.

 

  • Una gestión deficiente: a veces los usuarios no son capaces de controlar que los sistemas han sido desactivados por un intruso, por lo que el acceso es muy vulnerable.

 

  • El riesgo de cortes en la red: cualquier corte o pérdida de conectividad puede dejar al hogar desprotegido.

 

  • Mal funcionamiento en el dispositivo: Las casas inteligentes, a menudo gestionadas a través de móvil como única alternativa de comunicación, en cuanto falla el dispositivo, puede hacer que el sistema se altere y no conecte.

 

¿Qué hay de la video vigilancia?

Es otro sistema más que permite ver su vivienda en tiempo real y a través del Smartphone o cualquier otro dispositivo con video conectado. Nos permite comprobar por ejemplo, si los niños han llegado a casa desde el colegio, o incluso nos deja dar acceso a la vivienda a algún vecino o persona de confianza.

Sin embargo, al estar las imágenes en la nube, es más fácil que los piratas puedan tener acceso a ellas. Reto principal para las empresas de seguridad.

 

Sistemas de Detección de Peligro

Otra de las soluciones de reducción de riesgos en el hogar que tiende a reducir las primas de seguro. Sin embargo, no son sistemas que dejen de generar otro tipo de peligros o exposiciones más complejas por los posibles fallos de sus dispositivos. Con lo que supondrán un mayor número de averías y será una oportunidad para las aseguradoras.

Los agentes deben anticiparse a este tipo de avances incluyendo en su línea de prestación, la protección derivada de la domótica y su mantenimiento, ya que el usuario final cada vez se está haciendo más cómodo y delega la confianza de las reparaciones al sector.

Comparte