Los ingresos por primas recuperaron en 2015 la senda positiva

Los ingresos por primas recuperaron en 2015 la senda positiva

publicado en: Gestión de Riesgos | 0

Soplan vientos favorables para el sector asegurador español, que en 2015 experimentó un crecimiento del 2,06% en ingresos por primas, según los datos recogidos por ICEA (Investigación Cooperativa de Entidades Aseguradoras), proporcionados por 138 entidades y presentados conjuntamente con Unespa, la patronal aseguradora. Se trata de la primera subida desde 2011, lo que apunta a un cambio de tendencia, respaldado en la cuenta técnica por el sostenimiento básico de la rentabilidad en los ramos de Salud y Multirriesgo durante el tercer trimestre de 2015.

En volumen de negocio total, este alcanzó los 56.833 millones de euros el pasado año, donde destacó el crecimiento del 2,4% en No Vida (31.313 millones) y del 1,65% en Vida (25.521 millones).

Entre los impulsores de este crecimiento, en no vida se hizo notar el buen comportamiento en Autos, que recuperó el nivel de los 10.000 millones de euros en primas, unos ingresos que supusieron un 1,69% interanual, frente al descenso del 1,4% registrado en 2014. De hecho, el ramo logró revertir la tendencia negativa que venía marcando desde 2007. En Vida, despuntó el tramo de Vida Riesgo, con 3.768 millones de euros en primas, un 7,38% más respecto a los datos del año anterior.

En palabras de Pilar González de Frutos, presidenta de Unespa, “estas cifras suponen un cambio de tendencia imprescindible para seguir teniendo estabilidad”. Asimismo, puntualiza que dicho crecimiento está lejos de ser modesto si se tiene en cuenta el comportamiento de la inflación y del conjunto de la economía. Es decir, que estos datos “muestran un mejor ambiente en el tejido económico español, que favorece el aseguramiento y que es signo de una buena evolución tanto de la economía como de la actividad aseguradora”, puntualiza González de Frutos.

 

Retos: excelencia técnica y ajuste de primas

Entre los retos fijados por el sector asegurador español de cara al 2016, José Antonio Sánchez, director general de ICEA, prioriza la necesidad de centrar la actividad aseguradora en la excelencia técnica y de convencer al cliente de que hay que ajustar las tarifas de las primas para adecuarlas al aumento de la siniestralidad. A estos retos se une, según González de Frutos, la búsqueda de la rentabilidad, soporte fundamental de la solvencia de la actividad aseguradora. Tema nada baladí teniendo en cuenta que a finales del tercer trimestre de 2015 los márgenes del sector habían caído en términos absolutos un 19%.

 

Inversión y ahorro en los hogares

Durante la presentación de los ingresos por primas obtenidos durante el 2015, también se analizó puntualmente la situación de la inversión y el ahorro de los hogares españoles. En este sentido, desde Unespa recordaron la escasa tradición de ahorro finalista a largo plazo de las familias en nuestro país, que destinan, en mayor medida, la renta disponible al endeudamiento para la adquisición de vivienda. González de Frutos precisó la necesidad de aunar esfuerzos para promover que los españoles destinen una mayor parte a garantizar su futuro.

Comparte